Las plataformas de derechos humanos rechazamos la campaña de desprestigio y estigmatización contra Victor de Currea-Lugo

Bogotá, 01 de octubre  de 2021

La Plataforma Colombiana de Derechos Humanos, Democracia y Desarrollo, la Coordinación Colombia – Europa – Estados Unidos,  y La Alianza de Organizaciones Sociales y Afines, manifestamos nuestro respaldo al legítimo trabajo que durante  toda su vida  ha realizado  Víctor de Currea-Lugo en la búsqueda de la paz en Colombia.

Quienes conocemos la trayectoria y  compromiso indeclinable por la salida pacífica al conflicto armado del médico, profesor y periodista De Currea-Lugo, le rodeamos en estos momentos en los que se pretende socavar su buen nombre. La estigmatización de que ha sido objeto pone además, en altísimo riesgo su vida e integridad.

Demandamos del Estado colombiano representado en las autoridades judiciales, en el gobierno nacional y aquellas encargadas de protección, las garantías inmediatas, suficientes y urgentes para la vida del analista político, y que se adelanten las investigaciones a las que haya lugar para que se identifiquen a quienes instigan a estos crímenes de odio amparados en el anonimato que brindan las redes sociales. 

 

Mayores informes:

Prensa Plataformas DDHH

Celular: 311 262 7653

[email protected] 

01102021 Comunicado Plataformas Victor de Currea

ÚLTIMAS NOTICIAS

La Misión SOS Colombia entrega informe final

La Misión SOS Colombia entrega informe final

La Misión de Observación Internacional por Garantías a la Protesta Social y Contra la Impunidad en Colombia – Misión SOS Colombia, integrada por 41 delegados internacionales, de 12 países, quienes visitaron 11 regiones del país entre el 3 y el 12 de julio de 2021,...

leer más
Authoritarianism and inequality are the legacy left by the government of Iván Duque Márquez: Human rights platforms

Authoritarianism and inequality are the legacy left by the government of Iván Duque Márquez: Human rights platforms

If the first two years of the Duque government already shown a deterioration of human rights in Colombia, this third year will go on record as the worst in terms of violent repression of social protest, reorganization and escalation of violence throughout the country, increasing poverty and inequality, harassment of the justice administration and the high courts, and international relations weakened both by the response to social protest and by undue interference in various political and electoral affairs in other countries.

leer más

CON EL APOYO DE: